miércoles, 22 de julio de 2009

Peste emocional


"Calificando el fútbol como peste emocional, hemos querido insistir en sus efectos psicológicos a nivel de las masas. Las pasiones deportivas no son, en efecto, anodinas emociones colectivas (...) sino cabalmente la expresión de una patología social pandémica"

(Las imágenes representan el Estadio Olímpico de Berlín en 1936 y en la actualidad).

Jean-Marie Brohm y Marc Perelman, "Le football, une peste émotionelle". Paris, Verdier, 2006; página 29. (La traducción es mía).

6 comentarios:

calamarin dijo...

Totalmente de acuerdo, lo del fútbol en este país es autentica pandemia...

HLO dijo...

Y en Francia y en Gabón, ésa es la pena: la pandemia globalizada.

Isabel Romana dijo...

Qué palabras tan acertadas. ¿Qué clase de sociedad es la nuestra que encuentra de lo más normal que se paguen cientos de millones de euros por el traspaso de un jugador y no se pone en pie de guerra cuando los empresarios exigen el despido libre? Hay deportes que narcotizan... Saludos cordiales.

HLO dijo...

Pues ésa es la sociedad idiotizada que tenemos. Menos mal que de vez en cuando hay alguien que le gusta la la literatura latina, el arte antiguo...
Un cordial saludo.

molano dijo...

Y con tanto afectado por esta patología, ¿quién es el político que se va a atrever a poner orden en este escándalo?

HLO dijo...

Ninguno, of course. Pero si por lo menos hubiera algún intelectual que levantase la voz...